La felicidad que se produce después de la boda no es una prolongación de este día. Cada nueva jornada es una continuación de una historia de amor que experimenta nuevas circunstancias. Y, más allá de cualquier cambio, existe un reto importante: buscar la alegría compartida. Hoy te damos cuatro consejos para encontrar la felicidad en el matrimonio.

 

1. No quedes a la expectativa de que ocurra algo extraordinario

El día de la boda se recuerda con especial intensidad porque está vinculado con emociones agradables. Pero el matrimonio también se afianza en la rutina. ¿Qué puedes hacer en este día de la semana para buscar la felicidad en lo sencillo? Tú decides dónde pones el foco y, si tienes expectativas imposibles, cualquier regalo cotidiano te parecerá poco significativo.

2. Comparte qué te hace feliz

No des por supuesto que tu pareja ya sabe qué te hace feliz. Como ser humano estás en inmerso en un proceso de búsqueda permanente. El viaje continúa. Por ello, haz partícipe a tu compañero de vida de aquello que para ti es importante a nivel individual y como pareja.

3. Reinventa la rutina en el matrimonio

La rutina puede parecerte idéntica en los detalles principales. Si observas la realidad con una perspectiva objetiva, verás que cada día del matrimonio es diferente. Tú puedes hacer que lo sea si reinventas lo cotidiano con dosis de creatividad. ¿Qué podrías hacer hoy para sorprender a esa persona que es tan importante para ti?

alianzas-de-boda

4. Celebra los objetivos cumplidos

Algunas metas son personales, otras son compartidas. Pero cualquier objetivo merece ser celebrado de forma consciente. Haz espacio en la rutina cotidiana para poner en valor esos momentos especiales. Cultiva la gratitud y dedica menos tiempo a la queja.

¿Cuál de estos cuatro consejos para encontrar la felicidad en el matrimonio te parece más relevante?


0/5 (0 Reviews)