La pandemia provocada por el COVID-19 ha tenido y sigue teniendo consecuencias devastadoras. Han muerto millones de personas en todo el mundo y ha generado muchos problemas a nivel psicológico, algo que en parte explica por qué muchas parejas están viviendo una crisis o directamente han decidido poner punto y final a sus relaciones.

Los problemas de comunicación han incrementado la crispación que ya de por sí se ha vivido por culpa del confinamiento y las restricciones. Por ello, siempre es buena idea acudir a terapias de pareja

Ejemplos de errores de comunicación

Uno de los errores de comunicación más habituales es el que tiene que ver con la imputación de culpas. En vez de expresar lo que sentimos de forma calmada, tendemos a culpar a nuestra pareja de todos los problemas vinculando ese comportamiento a una forma de ser. Lógicamente, la parte que se lleva las culpas no tiende a afrontarlo de forma amistosa y con ganas de reconducir la discusión, sino que trata de defenderse haciendo que el entendimiento sea prácticamente imposible.

Ser demasiado impulsivos es otro de los errores de comunicación que se han dado durante la pandemia. El no pensar las cosas y decir lo que pensamos levantando la voz es algo que puede enfadar mucho a tu pareja. Lejos de entablar una conversación con la que arreglar un problema puntual que ha podido surgir, se inicia como una especie de guerra en la que el contenido del mensaje pierde toda su fuerza. Lo malo es que si esto no se frena a tiempo, puede convertirse en una peligrosa costumbre.

corazon-partido
Evitar el conflicto también es un error de comunicación muy grave. Lejos de lo que algunos y algunas suelen pensar, el no decir las cosas que no nos gustan puede acarrear consecuencias muy negativas a medio y largo plazo, puesto que el problema sigue ahí y nunca se resuelve. Además, podemos caer en la tentación de soltarlo todo de forma irónica o muy distante, algo que desde luego no ayuda a crear un diálogo conciliador.

La falta de empatía también ha causado y sigue causando estragos en muchas parejas durante la pandemia. Hay que escuchar a la pareja y ponerse en su piel aunque solo sea durante unos minutos, ya que solo así podemos llegar a ser conscientes de cómo se ha podido llegar a sentir por algo que no ha estado bien. Independientemente de si se tiene razón o no, siempre hay que escuchar los argumentos de la otra personas que trata de comunicar un problema con el objetivo de solucionarlo.

Como ves, no son pocos los problemas de comunicación que existen en muchas parejas en tiempos de pandemia. Por ello, lo más recomendable es ponerse en manos de especialistas recurriendo a terapias de pareja que tienen como objetivo solucionar esos problemas, o como mínimo acercar posturas para mejorar la convivencia en estos tiempos tan difíciles que nos ha tocando vivir. Los psicólogos manejan una serie de herramientas emocionales con las que pueden detectar y corregir las causas que han originado una crisis o una ruptura.

5/5 (1 Review)