Consejos infalibles para lucir un vientre plano

111

Para conseguir un vientre plano, varias son las líneas en las que hay que trabajar. Además de seguir una alimentación sana y equilibrada, también es importante hacer ejercicio y evitar la vida sedentaria. Y, por supuesto, se debe evitar el estrés porque favorece la acumulación de grasa, además, de propiciar que se almacene en la zona de la cintura y del abdomen. Y, aparte, puedes sumar estos tres consejos que, aunque parecen nimiedades, no lo son realmente.

Ejercicio

Conseguir lucir un vientre plano pasa inevitablemente por ejercitar el tren inferior. Y es que todo el trabajo que se hace en esta zona del cuerpo redunda de forma positiva en el abdomen.

Esto permite, además, conseguir mejores resultados y reforzar los logros que se consiguen con los abdominales y otros ejercicios específicos para la cintura y el abdomen.

Trabajar el tren inferior tiene también otra serie de beneficios. Uno de ellos es que genera más masa muscular, ya que de cintura para abajo se activan más músculos que de cintura hacia arriba.

vientre-plano
Y, aparte de trabajar el tren inferior, se debe trabajar todo el core. Es un término que alude a la pared muscular que envuelve todo el tronco, como si fuera una faja, incluyendo las vísceras y la columna.

El fortalecimiento de esta musculatura interna es clave porque contribuye a fortalecer todo el cuerpo. Aparte mejora la postura y evita las lesiones.

Abdomen

Y, por supuesto, hay que activar el abdomen, que es clave para conseguir este objetivo de un vientre plano, así como para mejorar la postura. Para ello, es de ayuda respirar profundamente y sentir como si el ombligo se pegara a la espalda.

Una postura que se debe mantener durante unos segundos para volver de nuevo a la inicial y así sucesivamente. En todo este proceso, no hay que olvidarse de controlar la respiración para conseguir buenos resultados.

0/5 (0 Reviews)