El espejo es uno de los complementos que, con frecuencia, aporta una mayor sensación de amplitud en el recibidor. La entrada al hogar parece mayor de lo que es verdaderamente cuando cuenta con la perspectiva añadida de un reflejo que muestra algunos de los detalles de la estancia. ¿Cómo elegir un espejo bonito para decorar el vestíbulo?

1. De cuerpo entero

espejo-de-cuerpo-entero-en-recibidor
Esta pieza puede combinarse con otros muebles como, por ejemplo, un aparador. Pero el espejo también puede adquirir el protagonismo principal. Un diseño de cuerpo entero es ideal para decorar el vestidor y, además, la entrada a la casa.

De hecho, es allí donde realizas los últimos retoques antes de salir por la puerta para iniciar una nueva jornada. Un espejo de cuerpo entero y un banco forman un conjunto sencillo, pero práctico. Puedes observar este ejemplo en la fotografía.

2. Composición de varios espejos pequeños

composicion-de-espejos-en-recibidor
Una de las tendencias decorativas que triunfa hoy en día es formar un bonito decorado con la suma de varios cuadros o fotografías. De este modo, la pared muestra una selección artística de piezas que, aunque diferentes, forman parte de un mismo universo. Una idea en la que también puedes inspirarte para crear un conjunto original con varios espejos que añaden personalidad al recibidor.

3. Con forma geométrica

espejo-geometrico-en-recibidor
Cada tipo de espejo se diferencia en algún aspecto concreto. Por ejemplo, los diseños con marcos con molduras recrean la elegancia de creaciones antiguas. Por otra parte, muchos muebles tienen un componente geométrico que se percibe en sus líneas y formas. Un acabado que añade un toque original a un espejo sencillo y bonito para el recibidor. Un complemento que combina perfectamente con una cómoda o un mueble bajo.

Otro de los detalles decorativos que está de moda es el que puedes observar en la fotografía del post. Los espejos con cuerda para colgar marcan tendencia en la actualidad.

4. Espejo redondo en contraste con mueble de líneas rectas

espejo-redondo-con-mueble-de-lineas-rectas
El recibidor es un lugar pequeño y, sin embargo, la creatividad puede integrarse perfectamente en este escenario. La creatividad no está determinada por los metros cuadrados disponibles. Lo verdaderamente importante es tener la capacidad de observar las posibilidades que ofrece ese lugar.

Crear contrastes en la decoración de la entrada es un secreto de estilo. El acabado del movimiento de un espejo redondo contrasta con las líneas rectas y puras de un mueble bajo con esquinas. La imagen de post refleja la elegancia de esta combinación.

5. Enmarcado en un armario

armario-con-espejo-en-recibidor
Un recibidor bien aprovechado ofrece espacio de almacenaje extra para guardar los abrigos. Un armario hecho a medida permite optimizar los centímetros disponibles en dicha superficie. El frente del mueble puede tener la forma de un espejo que aporta amplitud en la entrada al hogar.

6. Espejo con cuarterones

espejo-con-cuarterones-en-el-recibidor
Un diseño con cuarterones aporta un aire industrial a la decoración del recibidor. Un diseño tipo ventana que crea una sensación de apertura en un lugar pequeño. El espejo decora la pared por sí mismo, sin necesidad de añadir otros elementos. Puedes observar el resultado final en la propuesta de la fotografía.

7. Espejo con molduras de color dorado

espejo-con-molduras

El estilo del espejo debe estar alineado con la estética general del recibidor. ¿Qué diseño elegir en un look clásico, elegante y sofisticado? El dorado recrea el lujo del color oro. Un espejo con molduras llamativas realza la estética de una propuesta de estas características. Las molduras aportan relieve al marco. Un relieve que también puede integrarse en otras partes del recibidor como, por ejemplo, la puerta de entrada al hogar.

 

0/5 (0 Reviews)