Buscar el momento oportuno para llevar a cabo una reforma de la cocina implica actualizar ese espacio con nuevos recursos y acabados. Las cocinas blancas que quedan perfectamente enmarcadas en sus líneas rectas son tendencia. Poseen un look atemporal y, en consecuencia, son muy deseadas. A continuación, compartimos una selección de espacios que tienen estas características.

1. Cocina blanca con azulejos tipo metro

cocina-blanca-con-azulejos-tipo-metro
El blanco es la nota predominante cuando no solo el mobiliario luce un aspecto tan luminoso, sino que se fusiona con las paredes. De este modo, todos los detalles reflejan una perfecta continuidad visual. El azulejo tipo metro está de moda y se integra en estilos diferentes. Por ejemplo, puede aportar un toque rústico a una cocina equipada con muebles de madera.

2. Cocinas blancas con muchos cajones

cocina-blanca-con-varios-cajones
¿Qué aspectos conviene tener en cuenta en la planificación de una estancia? Por ejemplo, conviene seleccionar un mobiliario práctico para incrementar el espacio de almacenaje. Una composición formada por armarios inferiores y superiores, compuesta por puertas y cajones, forma un conjunto frecuente.

Las puertas con un diseño liso destacan por su sencillez. Un formato que realza el minimalismo en el lugar. También triunfan las elaboraciones que presentan bonitos dibujos geométricos. Como muestra el ejemplo de la fotografía que compartimos.

3. Con encimera de madera

cocina-blanca-con-encimera-de-madera

La combinación de un mobiliario en color blanco con una encimera de madera forma un binomio muy elegante. Ambos ingredientes mantienen un perfecto equilibrio. El blanco es la nota predominante y se complementa con la naturalidad de un material tan cálido.

La encimera es una pieza indispensable en el entorno y tiene un gran poder decorativo. Una superficie despejada y libre de obstáculos refuerza la sensación de orden. Sin embargo, dejar algunos elementos a la vista es una tendencia que aporta un aire tradicional a la decoración de la estancia. Los tiradores negros destacan todavía más sobre un fondo claro. El encanto de los opuestos añade nuevos matices a un lugar.

4. Cocina blanca con península

cocina-blanca-con-peninsula
Tener una distribución en forma de isla es un objetivo muy frecuente en algunas reformas. Existen otras alternativas que encantan a quienes se inspiran en esta tendencia. La península puede integrarse con más facilidad en estancias de tamaño medio.

5. Cocina blanca con líneas rectas y curvas

cocina-blanca-con-tiradores-redondos
Una cocina blanca es muy valorada porque, desde el punto de vista estético, refuerza la sensación de limpieza. Un color puede destacar de forma principal en una estancia. Lo mismo ocurre con el protagonismo de las líneas rectas que muestran bonitos contrastes con detalles que siguen un movimiento opuesto. Unos tiradores con forma de círculo ponen el acento decorativo al mobiliario de la fotografía que puedes ver en el post.

6. Muebles con un acabado brillo

muebles-con-un-acabado-brillo
El blanco adquiere matices diferentes a partir de un acabado mate o brillo. La última opción resulta más luminosa. La distribución en isla encanta a familias que disfrutan de una convivencia frecuente en la cocina. El núcleo central también aporta un espacio de almacenaje que se complementa con otras propuestas como la columna.

7. Cocina abierta

cocina-blanca-con-decoracion-abierta
Una decoración abierta crea una mayor amplitud en aquellas zonas que se unen para formar un nuevo escenario. El mobiliario blanco hace que un lugar parezca mayor de lo que es. Por ello, este esquema transforma las zonas comunes en casas grandes y pequeñas.

Por tanto, las cocinas blancas con líneas rectas adquieren formas y perspectivas diferentes. Todas ellas ofrecen múltiples propuestas de inspiración con ideas para vestir el hogar con un toque cálido, actual y acogedor. El estilo contemporáneo realza todavía más la belleza de espacios en los que las líneas rectas son las grandes protagonistas.

0/5 (0 Reviews)