Con frecuencia, la decoración se convierte en el medio elegido para realzar la sensación de calma en el hogar. ¿Cuáles son las principales características que describen una estética relajante? Hoy enumeramos algunas propiedades.

1. Sensorial

cocina-abierta-al-comedor
Los estímulos del entorno transmiten tranquilidad. Los sentidos perciben la información de estímulos que reflejan la imagen de un entorno en armonía. Los aromas, los colores, los sonidos y las texturas están perfectamente interconectados. La belleza de la decoración se alinea con sensaciones agradables que son la expresión de una decoración consciente.

La información percibida mediante los sentidos también tiene un importante valor emocional. Por ejemplo, un aroma puede recordarte a la agradable sensación de estar en casa, incluso, cuando te encuentras a kilómetros de distancia.

2. Personalizada

salon-cocina-y-recibidor
Una decoración relajante es aquella que se ajusta a las necesidades de la persona o de la familia que reside en el inmueble. Un espacio puede percibirse como estéticamente bello y, sin embargo, no reflejar un verdadero concepto de hogar para aquel que tiene un estilo de vida diferente.

Cuando el entorno habla de uno mismo, los detalles que describen el interior de cada estancia forman parte de la vida del protagonista. Cuadros, fotografías, objetos heredados, complementos y artículos de decoración cuidadosamente seleccionados embellecen la vivienda.

3. Mindfulhome

cocina-comedor-y-salon
El momento de llegar a casa es uno de los instantes más señalados en el día a día. El hogar representa un entorno de bienestar, alegría e intimidad. El mindfulness muestra la importancia que tiene la vivencia del presente. Pues bien, la atención plena también adquiere forma en la decoración del hogar. Y lo hace a través de un término que marca tendencia en la actualidad: mindfulhome.

De este modo, la persona disfruta de un lugar en el que le gusta estar y permanecer. Una decoración relajante es la expresión de un entorno vivido. Un contexto que se convierte en el escenario perfecto de momentos sencillos pero significativos.

El estrés y la prisa son dos ingredientes que, por medio de experiencias diferentes, pueden irrumpir en el día a día del trabajador. Pues bien, la decoración relajante es un antídoto que eleva la resiliencia, la calma y el bienestar.

4. Holística

decoracion-de-recibidor-grande
Una decoración relajante adquiere un enfoque integral. Todos los ingredientes de un espacio forman parte de un mismo plano. Y existe una relación de armonía entre el todo y las partes. Un lugar transmite una verdadera sensación de calma cuando el orden, la equilibrio y el sentido de la proporción se perciben allí. Es decir, no existe una fuente de  ruido visual que sea incómoda o molesta.

Por ello, el objetivo de crear una decoración relajante va más allá del salón o el dormitorio. También es una inspiración en la creación de otras estancias como el recibidor. Un lugar de paso que, sin embargo, es el símbolo de una agradable bienvenida.

5. Con bonitos detalles

sofas-enfrentados-sobre-una-alfombra
Una decoración relajante es la expresión de la atención al detalle que aporta bonitos matices al interior del inmueble. Elementos que ponen el acento en características concretas. Como hemos indicado previamente, un espacio relajante tiene una perspectiva holística y personalizada. Y la personalización está alineada con el significado de aquellos detalles que tienen un sentido muy especial para el protagonista.

Una decoración relajante no está condicionada por la presencia de un estilo específico. Puede reflejarse en un ambiente rústico, industrial, minimalista o ecléctico. Un espacio de estas características es dinámico, abierto y cambiante, puesto que pueden llevarse a cabo las mejoras necesarias para conseguir que sea más tranquilo todavía.

Existen otras propiedades que están directamente vinculadas con un entorno que inspira calma. Por ejemplo, es un lugar muy agradable y apetecible.

0/5 (0 Reviews)