El contorno de ojos es un producto que no puede faltar en el neceser de toda mujer. Y es que es necesario cuidar esa zona del rostro porque la piel es mucho más sensible y se deshidrata con más facilidad, aparte de notarse antes la pérdida de firmeza. Sin embargo, no es suficiente con aplicar el contorno de ojos. Es importante conocer cómo se tiene que utilizar este cosmético de una manera correcta en función del problema que se tenga en esta zona. Aquí te contamos los trucos para que sepas utilizarlo y le saques el máximo partido para que el resultado sea óptimo.

Ojeras

Cuando se quieren eliminar las ojeras, el contorno de ojos tiene que darse realizando un mensaje con el dedo índice, que es el que menos fuerza tiene. De esta manera, se comienza desde el lagrimal hacia el extremo del ojo.

Bolsas

Si el problema son las bolsas, el empleo del contorno de ojos es algo diferente. El objetivo es drenar de fuera hacia dentro con las puntas de los dedos para activar la circulación en esa zona y no se produzca esa sensación de hinchazón por una mala circulación.

Arrugas

Cuando ya se tienen arrugas o patas de gallo o bien se quieren prevenir, la forma más efectiva de aplicar el contorno de ojos es haciendo unos pequeños círculos hacia fuera con las yemas de los dedos para la crema se absorba mejor.

contorno-ojos
Además, con este sistema, se consigue favorecer la elasticidad de la piel sin que aparezcan más arruguitas como consecuencia del movimiento de aplicar el contorno de ojos.

Descongestionar

En otras ocasiones, el contorno de ojos se utiliza para descongestionar la zona. En este caso, es mucho más útil emplear un producto que ya lleve el masajeador incorporado o bien un aplicador metálico para que se pueda deshinchar la zona del contorno de los ojos al entrar en contacto con el frío.

0/5 (0 Reviews)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here