La confianza es un factor esencial en una relación interpersonal. Es cierto que cada vínculo muestra un nivel de cercanía diferente. Sin embargo, la confianza también se cultiva, no evoluciona por casualidad. De este modo, puedes marcarte objetivos específicos para hacer que crezca esta conexión con otra persona.

1. Ofrece confianza

No siempre recibes aquello que ofreces, pero tienes que abrir la puerta para que el encuentro sea posible. La generosidad emocional es clave para transmitir este nivel de confianza. Evidentemente, tú defines cuáles son tus límites. Transmitir esta apertura no implica compartir una información privada con cualquier conocido.

2. Proceso de conocimiento gradual

En un tiempo en el que la búsqueda de lo inmediato llega a medir incluso el ritmo de las relaciones, conviene recordar que la confianza no se cultiva en un día. Existen primeras impresiones que dan lugar a grandes errores de interpretación. Por ello, para tener más confianza con un amigo, es aconsejable que te des el tiempo necesario para conocerle tal y como es.

3. Expresa emociones y sentimientos

En las conversaciones de amistad, no solo hay espacio para describir hechos y situaciones concretas. La expresión emocional de cómo te ha hecho sentir una situación determinada, propicia la confianza. Expresa tu autenticidad al ir más allá de la apariencia. También puedes mostrar vulnerable si te sientes de este modo. El mejor amigo no es aquel que transmite una imagen de perfección continua.

foto-de-dos-amigas

4. Escucha sin juzgar

Tal vez no compartas algunas de las decisiones de tu amigo, pero ese no es un obstáculo para ejercitar la empatía. Se trata de su historia y de sus circunstancias. Previamente, hemos comentado que para recibir confianza, en primer lugar, es importante darla. Y existe una forma básica de transmitir esta cercanía: la escucha.

Estos cuatro consejos para tener más confianza con un amigo pueden ayudarte a lograr este objetivo.

0/5 (0 Reviews)