En este artículo te mostramos cómo funciona el satisfyer, así como algunos consejos que te permitirán llegar al clímax con este juguete tan popular. Disfrutar de la intimidad de forma individual siempre había sido un tabú para muchas mujeres. Afortunadamente, la masturbación femenina en la búsqueda de placer individual se ha normalizado. Tanto así que tenemos a nuestro alcance innumerables juguetes sexuales.

Desde que surgió el satisfyer ha acaparado todos los comentarios, convirtiéndose en el juguete de moda. Es un succionador de clítoris, pensado para dar placer a la mujer, y vaya que lo ha conseguido.

Si tienes uno o estás pensando en comprarlo, pero aún no tienes idea de qué hacer con él o cómo utilizar el satisfyer para alcanzar esos orgasmos prometidos, tranquila. En el artículo de hoy te mostraré como sacarle el máximo provecho, solo tienes que leer hasta el final

¿Cómo elegir el succionador de clítoris adecuado?

Si aún no tienes uno, a la hora de escoger el que vas a adquirir, debes tener en cuenta diferentes puntos para elegir el mejor según tus necesidades y gustos.

  • Alimentación: los primeros modelos funcionaban con pilas, pero los actuales vienen listos para recargar la batería por un puerto USB.
  • Cabezales: es importante fijarse en los cabezales, escoger preferentemente los de silicona antialérgica, un material de mucha calidad y resistente. Y que además el succionador permita sacar el cabezal para limpiarlo correctamente.
  • Ruido: la privacidad es importante y en esto el sonido puede influir. Existen unos modelos más silenciosos que otros, así que pregunta por el sonido que hace cada modelo en sus diferentes velocidades.
  • Potencia: infórmate acerca de la potencia del motor y de la posibilidad de cambiar o no la intensidad del equipo.

¿Cómo funciona el satisfyer?

Este juguete se centra en la estimulación del clítoris. Tiene un efecto ventosa que incrementa la vascularización (riego o circulación sanguínea) del clítoris, al contar también con vibración provoca el orgasmo de forma más rápida.

Para este cometido hay varios mecanismos que permiten lograr la excitación:

  1. Unos utilizan suaves ondas sónicas. Estos se colocan en la vulva y las ondas rebotan en el propio dispositivo dirigiéndose luego directo al clítoris.
  2. Otros absorben aire a presión, por lo que se succiona el clítoris.
  3. Luego están los satisfyer que combinan las dos formas.

cómo utilizar el satisfyer

¿Cómo utilizar el satisfyer?

Cuando vayas a utilizarlo debes ponerte cómoda, lo más probable es que necesites un tiempo de preparación hasta que te habitúes a él. La experiencia será más placentera mientras más excitada estés.

La clave es que lo utilices como parte del proceso de masturbarte, de una manera relajada y cómoda. Cuando consideres que estás excitada sigue estos pasos:

  1. Pulsa el botón de encendido y pon en marcha el satisfyer.
  2. Ubica la abertura en forma de círculo sobre tu clítoris, en la mayoría de los modelos no debes introducir nada en tu vagina.
  3. Es recomendable comenzar con una velocidad suave, aunque luego puedes incrementarla si lo deseas. Si no estás lo suficientemente excitada te vas a sentir incómoda, ya que el clítoris constituye una zona muy sensible.
  4. Puedes dirigirlo a tu conveniencia, subiendo o bajando la potencia y colocándote en diferentes posiciones o posturas.
  5. Al terminar debes lavar el satisfyer con agua y jabón neutro, luego secarlo y guardarlo en un lugar sin humedad. Al estar en contacto o muy cerca de las partes íntimas hay que mantener la higiene para disminuir el riesgo de infección.

Este juguete sexual se puede incorporar perfectamente a las relaciones sexuales con tu pareja. Como parte de juegos o como complemento de la penetración para que ambos alcancen el orgasmo.

Dato curioso: Puedes utilizar el satisfyer para estimular otras zonas erógenas como los pezones e incluso el glande del pene de tu pareja en caso de que esta sea hombre.

Cosas que debes saber sobre cómo utilizar el satisfyer

  • No tiene contraindicación médica: hasta ahora no hay ninguna contraindicación médica sobre el satisfyer. Lo que sí se recomienda es seguir los pasos y precauciones mencionados anteriormente.
  • No a todas las mujeres les gusta: en la vida casi nada es unánime. Para algunas el satisfyer puede suponer una decepción o simplemente que no les guste la sensación que provocan. Recuerda no todas pensamos ni sentimos igual.
  • Se puede usar en la menopausia: este no es un juguete exclusivo de las mujeres jóvenes. Puede ser utilizado por cualquiera que desee explorar y disfrutar de su placer sexual, incluso para aquellas mujeres que padecen la menopausia, es sumamente recomendado.

El satisfyer se ha convertido en el juguete ideal de muchas mujeres, desplazando en popularidad a muchos otros. La rapidez y la intensidad con que nos lleva al orgasmo puede ser excepcional para algunas o incómodo y decepcionante para otras.

La verdad es que, ya sea sola o con tu pareja, el satisfyer puede ser tu aliado para alcanzar sensaciones más placenteras o simplemente ayudarte a disfrutar de tu cuerpo y agregarle al sexo en pareja un toque diferente y a la vez divertido.

¿Te animas a probarlo? Si es así me gustaría que me comentaras acerca de tus experiencias y me digas si es este tu juguete favorito. No te olvides de compartir esta información con tus amigas, así también ellas aprenden cómo utilizar el satisfyer.

5/5 (1 Review)